Condiloma o verrugas genitales

Podemos empezar a sospechar que sufrimos de Condiloma si, siendo mujeres notamos que el flujo es anormalmente intenso y que sangramos tras haber realizado el coito, y siendo hombres si notamos una inquietante picazón tanto en el interior como el exterior del pene.

Eso si, será ya un hecho confirmado cuando veamos aparecer una verrugas de color rojizo o carnoso, y ásperas al tacto, en zonas húmedas de nuestro cuerpo como son la vulva, el pene y las zonas cercanas al ano. Dichas verrugas también pueden propagarse por el interior, es decir, por la vagina y el cuello del útero de las mujeres, y por la uretra de los hombres. A veces aparecen solas, pero en otras ocasiones lo hacen en racimo, (recuerdan mucho a una coliflor), llegando a resultar muy desagradables y dolorosas.

El Condiloma Acuminado es una enfermedad de transmisión sexual provocada por algunas de las variantes del virus del Papiloma Humano, (VPH), así que es muy importante que, en caso de que estés infectada o infectado, acudas cuanto antes al médico para que pueda hacer un diagnóstico y establecer así un tratamiento. Lamentablemente los síntomas no siempre avisan a tiempo, (hay casos en los que tardan más de seis meses en aparecer), lo cual podría implicar complicaciones peligrosas, sobre todo en el caso de que la enferma pertenezca al sexo femenino. Hablo, por supuesto, del cáncer de cuello de útero, para el cual las verrugas venéreas internas suelen ser los pasos previos.

¿Cómo se contagia el Condiloma? Se contagia por contacto directo. Por ello el único método absolutamente seguro es no tener contacto sexual alguno con alguien que esté ya enfermo. El preservativo puede prevenir, pero sólo en parte ya que no puede cubrir todas las zonas que se ven afectadas. Por otra parte, el hecho de tener un compañero sexual que a ciencia cierta se sabe que está sano también ayuda en dicha prevención. Y no creas que se trata sólo de contacto directo entre los órganos genitales, practicar el sexo oral a alguien enfermo de Condiloma también provoca infección y la aparición de esas desagradables verrugas en el interior de la boca.

Como hemos comentado antes, puede ocurrir que no presentemos síntomas, o que no sean tan evidentes como para resultarnos alarmantes, pero es muy importante que, a la más mínima sospecha, acudamos al médico. Y no sólo nosotros, sino también todos aquellos con los que hayamos practicado el sexo.

VPH

VPH

El diagnóstico se realizará tras un examen genital, tanto a nivel externo como interno. En el caso de las mujeres es especialmente importante un examen cuidadoso tanto de la vagina como del cuello del útero. La colposcopia y la citología son técnicas muy utilizadas para estas situaciones.

En cuanto al tratamiento, éste puede consistir en cremas aplicadas localmente para las verrugas más leves y cirugía para cuando las verrugas son ya demasiado abultadas. El virus en sí no se cura, (en ciertos casos sí que desaparece por sí solo), así que es probable que las verrugas vuelvan a aparecer. Por ello es necesario seguir revisándose durante cada cierto tiempo. El médico será el que te aconsejará.

Y dos apuntes más sobre el Condiloma… Su aparición en niños, en quienes aún no están en edad de tener relaciones sexuales, suele ser un indicio de que han sufrido abusos. Por otra parte, los adolescentes que comienzan pronto a disfrutar de una sexualidad activa son más propensos a contagiarse de este virus. Es muy importante, por tanto, que hablen con sus padres para tener acceso a revisiones médicas periódicas o que, al menos, vayan por sí solos a visitar a su médico.

Además, hoy en día existe una nueva vacuna, Gardasil, destinada sólo a las mujeres, que previene precisamente el cáncer de cuello de útero y también las verrugas genitales.

10

No Responses

Write a response

Uso de cookies

Sexualidad10.com utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies